¿Te lastiman tus audífonos inalámbricos? Prueba estas soluciones

Luis López

, CIENCIA

Los audífonos inalámbricos son un accesorio muy popular hoy en día, sobre todo para los amantes de la música, personas activas que están en constante movimiento, deportistas, entre otras. Esto es porque brindan una experiencia de manos libres que es difícil de superar. Sin embargo, su uso continuo conlleva riesgos. Entonces, si te duelen o molestan tus oídos cuando los usas, posiblemente no los estás usando correctamente.

A continuación te diremos algunas de las razones por las que esto pasa, qué riesgos hay para ti y cómo evitar complicaciones para tu salud en torno a estos accesorios tan populares.

TE INTERESA: ¿Qué tan rápida es la velocidad de la luz? Aquí puedes saberlo

Qué hace que te duelan los oídos y cómo solucionarlo

El dolor en los oídos derivado de su uso proviene de cómo están puestos, cómo encajan y cuánto tiempo los has estado usando sin parar.

¿Estás colocándolos muy adentro de tus oídos?

Las almohadillas de los audífonos inalámbricos están hechas para crear un sellado suave entre estos y la entrada del canal auditivo, pero no para estar demasiado dentro de este. Esto porque, de ser así, las vibraciones estarían demasiado cerca del tímpano, lo que provoca dolores de oído, de cabeza y aparición de infecciones. Para solucionarlo, debes:

  1.  Jalar ligeramente el lóbulo de la oreja hacia abajo.
  2. Colocar los audífonos suavemente en el canal auditivo.
  3. Girarlo lo suficiente hasta colocarlo en la posición correcta. En este caso, debes seguir las instrucciones del fabricante. Por ejemplo, si son unos AirPods, el lado más largo debe ir hacia abajo. En cambio, si son unos Mi True Wireless Earbuds, debes girarlos hasta que la parte larga quede hacia arriba y apoyada en el pabellón de la oreja.

¿Estás usando la almohadilla correcta?

La mayoría de los fabricantes de este tipo de artículos ofrece, dentro del empaque, un set de almohadillas hechas de silicona o espuma, de diferentes tamaños. Si no es tu caso, debes comprar una con la talla correcta, ya que, si no lo es, es posible que comiencen a aparecer dolores en tu oído. En cambio, en caso de que sí las tengas, pruebalas hasta que encuentres una que se sienta bien.

¿Los estás usando demasiado tiempo?

El portal Chop explicó que usar este tipo de audífonos por más de 90 minutos puede causar dolor. Esto es porque el cartílago de tus oídos no está hecho para tener algo dentro durante largos períodos de tiempo. De este modo, usarlos de más haría que te comiencen a doler. Es por eso que te recomendamos:

  1. Tras 90 minutos de uso, dale un descanso a tus oídos y quítatelos.
  2. Después de quitartelos, dale un leve masaje a tu oreja y déjala reposar de 5 a 10 minutos antes de volvértelos a poner. Sin embargo, si después de ese tiempo aún te duelen, espera un poco más hasta que se te pase.

Debes tener en cuenta lo siguiente

  • No todos los auriculares son iguales, ni todos los tipos de oído. Entonces, si ninguno de estos consejos te ha resultado, debes conseguir el modelo que mejor se adapte a tí.
  • Los audífonos con cancelación de ruido generan una presión en tu oído, por lo que quizá necesites tiempo para acostumbrarte. Este proceso toma su tiempo.
  • No excedas el 80% del nivel de volumen. Muchos teléfonos también te advierten cuando este es muy alto. Ten en cuenta que, si el volumen es demasiado alto, puede producir pérdida de audición, la cual, explicó Healthline, no se recupera.
  • El uso adecuado y responsable de los audífonos inalámbricos no debería lastimar tus oídos.

“Su audición es preciosa y la audición perdida no se puede restaurar. Trate sus oídos con cuidado y respeto al tomar decisiones sobre qué auriculares son adecuados para usted”.

Healthline

Imagen: Daniel Romero, vía Unsplash.

Fuente: Healthline.

Deja una respuesta